Administración del Capital de Trabajo. Cómo crearlo y administrarlo de manera eficiente.

¡Hola, mi amada Soñadora!

Estoy feliz de conectarme contigo cada mes, con el propósito de apoyarte con herramientas teóricas y prácticas de las finanzas corporativas. Todas ellas son esenciales para que empieces a ver tu emprendimiento como toda una empresa, y para que, si ya cuentas con una estructura de negocio, las apliques y tengas tus finanzas en control, y así tu negocio pueda ser sostenible en el tiempo.

Una de las preguntas que más me hacen los emprendedores, es precisamente: ¿Cómo puedo crear y administrar un capital de trabajo de manera eficiente? Te confieso que me encanta escuchar esa pregunta, porque me gusta responderla, sobre todo, porque cuando veo un emprendedor que tiene tal curiosidad, me dice a mí que estoy frente a un empresario en potencia.

En las siguientes líneas voy a dedicar mi mejor esfuerzo para darte claridad. Para eso, te voy a hablar de maneras sumamente importantes, para que aprendas a administrar y hacer crecer el capital de trabajo de tu negocio o emprendimiento.

Muy frecuentemente, los emprendedores y dueños de pequeños negocios, me escriben a mis redes sociales con algunas interrogantes sobre este particular. Las preguntas que habitualmente me hacen son las siguientes:

  • ¿Qué es el capital de trabajo?
  • ¿Cómo se calcula?
  • ¿Cómo lo hago crecer?

La administración de capital de trabajo se refiere al manejo, tanto de los activos circulantes como de los pasivos circulantes, también denominados pasivos a corto plazo.

El principal objetivo de la administración del capital de trabajo es tener un dominio sobre todas las cuentas de los activos corrientes, así como de su financiamiento, y conseguir un equilibrio entre el riesgo y la rentabilidad.

El capital de trabajo es la diferencia entre el activo circulante de una empresa, tales como efectivo, cuentas por cobrar de los clientes, inventarios de materias primas y productos terminados; menos el pasivo circulante, o sea las deudas que vencen a corto plazo, como las cuentas por pagar a los proveedores.

También, se define en general como capital de trabajo, a la capacidad de una compañía o en este caso, de un emprendimiento, para llevar a cabo sus actividades con normalidad en el corto plazo. 

También escucharás el concepto capital de trabajo, cuando se habla de los recursos que necesitas para adquirir maquinarias o elementos, que te sirven para desarrollar tu emprendimiento.

Todo capital de trabajo se conforma a partir de la unión de varios elementos fundamentales como el inventario, el efectivo y finalmente lo que se denomina como cuentas por cobrar.

Algo muy importante que te quiero aportar es la manera en cómo puedes determinar el capital de trabajo.

Para calcularlo considera los activos que sobran en tu pyme (pequeña y mediana empresa) en relación con los pasivos de corto plazo. 

La fórmula para calcularlo es la siguiente:

Capital de trabajo = activo corriente (circulante) – pasivo corriente (circulante).

Por ejemplo, si tienes activos por USD$900 – USD$460 en deudas = USD$440 dólares

Es importante resaltar que la principal fuente del capital del trabajo son las ventas que se realizan a los clientes.

Cuando los ingresos superan a los egresos, se está frente a un capital de trabajo positivo. Esto quiere decir que la empresa posee más activos líquidos que deudas con vencimiento en el tiempo inmediato. Mientras que, el capital de trabajo negativo refleja un problema, porque implica una necesidad de aumentar el activo corriente. Es decir, hay menos ganancias y más deudas.

Cabe destacar que el capital de trabajo debería permitir a la emprendedora a cargo de su negocio, enfrentar cualquier tipo de emergencia o pérdidas sin caer en la bancarrota.

Te invito a realizar el cálculo de tu capital de trabajo o si eres de las que siempre da un paso al frente y leyendo este escrito realizaste el cálculo, y valida el resultado. Si te dio un valor positivo, felicidades, aunque siempre hay oportunidad de mejora. Si te dio un valor negativo, entonces debes trabajar seriamente en mejorarlo.

Te preguntarás: ¿Cómo se puede mejorar el capital de trabajo?

Con la necesidad constante de compra de materia prima, mantener inventario y pagar la nómina, sumados a los pagos no tan consistentes de sus clientes, muchas empresas tienen que buscar formas de aumentar su capital de trabajo. Pero, la única forma es aumentando la cantidad de activos corrientes (es decir, dinero en mano) y / o disminuyendo la cantidad de pasivos corrientes (es decir, deudas).

Aquí hay algunos consejos que cualquier empresa o emprendedor puede aplicar  para aumentar su capital de trabajo.

  1. Crea una manera fácil y eficaz para cobrar tus facturas.
  2. Asegúrate de tener un proceso de facturación, o sistema, fácil para ti y tus clientes. Las facturas deben ser enviadas en el momento oportuno y ser claras para leer, con las condiciones de pago bien identificadas.
  3. También es necesario un proceso o sistema para recordar a tus clientes las facturas vencidas y para que estas no se paguen más allá de los términos establecidos.
  4. Automatizar tu negocio es la clave fundamental para facturar y cobrar a tiempo.
  5. Debes procurar que tus ventas a crédito no tengan un plazo mayor que el de tus cuentas por pagar.
  6. Busca maneras de ahorrar en tus gastos. Si puedes reducir tus costos fijos es probable que puedas inclinar la balanza en una dirección positiva.

La renta de local, nómina, digitalización y publicidad son, a menudo, los gastos generales más grandes de una empresa, por lo que debes buscar opciones para reducirlos. Una forma útil es siempre comparar los precios y valor agregado de las compras que realizas, las aplicaciones digitales pagadas que tienes y el uso que les das. Asimismo, debes evaluar el retorno de los gastos que realizas en publicidad.

Otra forma de ahorrar en tus gastos es la búsqueda de programas digitales que aporten a la automatización de tu negocio y reducirán los gastos actuales de «horas hombres». Por ejemplo, si tienes una persona para que maneje el seguimiento a clientes, hay programas que lo hacen de manera inteligente y los puedes aprovechar para bajar el costo en ese sentido.

Examina y ten control de tus cuentas por pagar. Echa un vistazo a cómo puedes hacer estirar los pagos de los gastos, para que te aferres a tu dinero en efectivo por más tiempo. Esto podría significar que aproveches al máximo las condiciones de pago, para tener alineado el ciclo de flujo de caja. Podría ser beneficioso ver si hay descuentos por pronto pago que ofrecen tus suplidores para ahorrarte dinero.

Ahorra. Sí, así como lees. Los negocios también necesitan ahorrar para aumentar su capital de trabajo.

Este ahorro te sirve para:

  • Crear tu fondo de emergencia por algún gasto imprevisto. ¡Ojo! Imprevisto
  • Compra planificada de algún equipo, como computadoras, impresora, etc, equipo que uses en tu día a día.
  • Para re-invertir, Por ejempun proyecto de creación o mejora de tu página web.
  • Usarlo en algún proyecto del negocio en específico.
  • Guardar para los meses bajos.

Hay otras maneras de administrar el capital de trabajo, pero hoy te traje algunas de ellas.

Como siempre, espero que este escrito te sirva para impulsar tu negocio. Si tienes alguna duda, sugerencia o consejo sobre este tema, o si deseas conocer más sobre este y otros temas para el crecimiento de tu negocio, te invito a escribirme.

Es mi objetivo que este blog te pueda ayudar a mejorar tus conocimientos y habilidades para mantener tu negocio o empresa financieramente sostenible.

¿Te animas a hacerlo conmigo? Recuerda que estoy aquí para ti.

¡Te espero en mi próximo escrito!

 

Digna Paulino
Escritora de Liderando tus finanzas para emprender en soñadoras.com

Información de contacto:

Fundadora & CEO – Liderando tus Finanzas

liderandotusfinanzas@gmail.com

https://www.instagram.com/liderandotusfinanzasrd/

https://www.facebook.com/dignalpaulino/